Carina Tacconi lo tiene claro, los niños no quieren ir al colegio porque no se les escucha. Porque la escuela quiere crear hábitos, creencias y dar conocimientos para adaptarse a este sistema. La escuela no prepara a los niños para vivir, sino para saber y llenan de información sus cabezas y cuando salen del colegio no saben resolver un conflicto en familia, ni conocen su sexualidad, ni saben coser un simple botón. Se reprime la imaginación y en cuanto un niño sobresale por su creatividad se le castiga etiquetándolo de rebelde. La escuela debe enseñar qué es la vida, para que cada uno pueda ser y dar lo mejor de él mismo.

Mira el vídeo aquí!

Pin It on Pinterest

Esta web utiliza cookies, no son de chocolate pero son necesarias :) aquí puedes acceder a la política de privacidad    Ver Política de cookies